Jue. Oct 1st, 2020

Radio Onda Digital

Revive tus recuerdos !!!

“A Chabuca 2”: Soledad Pastorutti y Carlos Vives en disco homenaje a Chabuca Granda

Cuando Pablo Milanés, ícono de la trova cubana –y responsable de que una generación de jovencitas se llamen Yolanda– conoció en persona a Chabuca Granda hace muchos años, seguramente jamás imaginó que prestaría su voz para un disco que la homenajearía. Esa misma producción, llamada “A Chabuca 2”, ha demandado un trabajo de coordinación propio de un controlador de vuelos. “Casi todas las grabaciones se han hecho fuera del Perú”, señala Susana Roca Rey, una de las productoras del disco, quien junto a Mabela Martínez se animó a repetir el plato, luego de que el primer álbum “A Chabuca” tuviera tanto éxito que fue nominado a los Grammy Latinos.

“Estamos muy contentas con el resultado. Destaco mucho la relación que hemos tenido con los mánagers y los artistas, la buena disposición. Todos están muy felices de participar. Sé que esto puede decirse muy seguido, pero realmente los cantantes están muy felices”, resalta Roca Rey antes de comentar algunas dificultades de la producción, que se convirtieron en persecuciones de largo aliento.A Chabuca 2

“Por ejemplo, a Carlos Vives lo perseguimos siete meses. Lo contactamos a través de su esposa, que era amiga de una amiga de la nieta de Chabuca. Y pasaba el tiempo pero nunca nos decía un sí definitivo ni un no definitivo. Eso es persecución, pues”, señala la productora antes de reír. Por su parte, Mabela Martínez recuerda que este segundo disco nació de un sueño que tenía desde hace mucho, cuando aún vivía de trabajos que no eran de su agrado. “Estuve como 15 años en el sector privado dedicándome a las ventas. No era algo que me gustara, pero pagaba las cuentas. Y cuando era voluntaria en los conciertos siempre soñaba con producirlos, o cuando estaba en una tienda de música soñaba con hacer un disco. Entonces, luego de vivir un tiempo en Vancouver, regresé a Lima y poco a poco fui cumpliendo mis sueños. Una mañana me desperté y pensé que Chabuca nunca había tenido el homenaje que se merecía”. Fue así que llamó a su amiga Susana para proponerle el proyecto y muy pronto ya estaban haciendo llamadas.

En ese primer disco participaron artistas de la talla de Rubén Blades, Jorge Drexler, Pedro Guerra, Ana Belén, Joaquín Sabina, entre otros. En este nuevo álbum, los nombres siguen sorprendiendo. Carlos Vives, Soledad, Juan Diego Flórez, Rosario Flores, Armando Manzanero y el ya mencionado Pablo Milanés se unieron al proyecto.Juan Diego Flores

—Contacto internacional—
Tal vez lo que más sorprenda al conocer la historia de la realización del disco no sea solo la calidad de artistas que participaron, sino también la manera en que se ejecutó la producción. “La pista llegaba a Lima desde Argentina, donde una orquesta había grabado parte de la música, luego la mandábamos a Portugal o España, o donde estaba el cantante para que grabe la voz. Luego ese archivo regresaba a Lima, donde le colocábamos los últimos instrumentos y finalmente lo enviábamos a Buenos Aires, que es donde mezclamos todas las canciones”, afirma Susana Roca Rey.

Durante la entrevista, ambas productoras se detienen para explicar algo fundamental: no se trata de una producción de música criolla. “No lo es. Es un disco de música peruana. Es la mirada que ellos, los artistas, tienen sobre nuestra música, sobre Chabuca”, explica Martínez. “Estamos acostumbrados a escuchar el ‘world music’, donde cada género es reinterpretado y maquillado para que el mundo lo pueda escuchar, porque sino queda muy regionalista. Por ejemplo, cómo pedirle a Rosario Flores que cante al estilo criollo, hay que dejar que vuele y nos dé lo mejor que ella saber hacer”, agrega.

—Hacer un disco en tiempos de Spotify—
Un disco físico se ha vuelto uno de esos objetos que se ven cada vez menos. Basta con darse cuenta de que existen menos equipos de sonido y computadoras con lectoras de CD. Sin embargo, el trabajo de producir un disco, definir una carátula y el interior del mismo es un saludo a los coleccionistas que valoran tanto la forma como el fondo. “Este es un disco de colección, que la gente está esperando para tenerlo en el auto, en la sala, en donde escuche música”, indica Mabela Martínez.

“Además, es lindo tener un disco, tocarlo, sentirlo. Poder tener información adicional de la producción en su interior. Es verdad que la tendencia ahora es hacia lo digital, pero nosotras seguimos creyendo en los discos”, asegura Roca Rey.

Y como para corroborar que estamos hablado de una pieza de arte, la portada de “A Chabuca 2” fue realizada por el historietista argentino Liniers. “Él es un artista que ha venido mucho a Lima y cada vez que viene hay colas que dan la vuelta a la manzana para pedirle autógrafos. Creí que él podía hacer la portada, y cuando lo invitamos, aceptó feliz”, señala Martínez.

¿Habrá disco tres, cuatro o cinco? Las productoras aseguran que es muy posible, porque si bien ellas están agotadas por los 18 meses de trabajo que demandó esta última producción, hay todavía muchas canciones de Chabuca que han quedado pendientes de producir; material hay de sobra y solo sería cuestión de tiempo para que lleguen nuevas sorpresas.